Triples desde las alturas

Jugando una de las mejores temporadas de su carrera, Bojan Dubljevic sabe que del mismo compromiso expuesto de siempre, en este curso debe dar un poco más, que el guion lo exige. El maleficio en forma de lesiones que se está cebando con el plantel taronja en esta campaña exige, además, de su omnipresencia. Y el tipo, con el mismo rostro impasible como quien no quiere la cosa, oficia de líder que lo controla todo, rebotea, hace “pupa” desde poste bajo como siempre y anota triples como siempre. Bueno, en esta 21/22 un poco más. Y mejor. 

De los 11,9 puntos que ha promediado en su carrera con Valencia Basket, ahora aporta 13,9. A los 6,8 rebotes de la actualidad no ha llegado nunca, entre otras razones porque nunca ha sido necesario que promediara 24 minutos en pista. Pero lo alucinante en cuestión de datos, es el 44,4% en triples (hay tiradores especialistas en Europa que no llegan a esos números), sobre todo cuando casi duplica, con 4,2 intentos, el número con el que se prodigaba en sus años precedentes (2,5). Estos números de triples en su figura son una de las grandes joyas de Valencia Basket y por extensión, de nuestra competición. Hablemos de esto. De un center con tales estadísticas desde el 6,75 y la peculiaridad que ha dado a su equipo desde su llegada a lo largo de 10 temporadas ya.

Para empezar, digamos que Valencia Basket ha sido el mejor equipo de Liga Endesa en esta especialidad desde el aterrizaje de Bojan Dubljevic a ella, sin serlo anteriormente, salvo en años esporádicos. Vean el siguiente cuadro de las últimas 20 temporadas, sobre todo por contrastar la variación en posiciones estadísticas a partir de la  12/13 que, como ven, digamos fue una “aclimatación” a lo que venía.

Temporada % Triples Posición triplistas ACB
02/03 33,6% 15º clasificado
03/04 39,2% 2º clasificado
04/05 41,2% 2º clasificado
05/06 36,1% 10º clasificado
06/07 33,7% 14º clasificado
07/08 37,0% 6º clasificado
08/09 35,1% 12º clasificado
09/10 40,0% 1º clasificado
10/11 35,1% 8º clasificado
11/12 32,8% 10º clasificado
12/13 35,4% 10º clasificado
13/14 38,9% 2º clasificado
14/15 38,4% 3º clasificado
15/16 38,9% 2º clasificado
16/17 37,3% 2º clasificado
17/18 41,4% 1º clasificado
18/19 38,1% 5º clasificado
19/20 38,3% 2º clasificado
20/21 39,4% 3º clasificado

 

  • En negrilla, las temporadas con Dubljevic en la plantilla

La diferencia es más que notoria, sobre todo porque es una dinámica de muchos años ya. Y claro, podrán sugerir que un solo hombre no puede dar esta disparidad estadística. Y estarán en lo cierto. Seríamos injustos con jugadores exteriores como Sam Van Rossom, que convierte hasta la fecha un 41,6% de los triples que intenta desde que llegó a orillas del Turia, un año después de Dubljevic (en la campaña 13/14). 

Pero sí podemos advertir lo siguiente: la gerencia de Valencia Basket, sabiendo el regalo que tiene en sus manos con un center que sepa anotar así de 3 puntos, siempre se ha encargado de acompañarlo con otro interior  al menos (preferentemente un ala-pívot) que también sepa prodigarse y muy bien, desde tal distancia. Este ha sido uno de los secretos que han contado todos los huéspedes a su banquillo en este periplo de 10 temporadas ya, como para complicar la existencia a sus rivales y codearse permanentemente en la élite. 

Con tal compañía, ha favorecido a que los “pequeños” hayan tenido posibilidades de espacios para entrar a canasta como en pocos clubes hemos visto. ¿Quieren corroborar y a la vez, recordar los nombres que han ido surgiendo en estos diez años de “Valencia DubljeBasket”? Vamos allá.

NOTA: No adjuntamos jugadores como Pierre Oriola, que a pesar de conseguir un 31,6% o Tibor Pleiss, con un 38,5%, puesto que apenas intentaban 0,5 triples por encuentro. Ni tampoco a Aaron Doornekamp, que oficiando como ala-pívot por cuestiones tácticas durante un tiempo, aunque fue más alero, llegó en la temporada 18/19 a transformar un 42,8% de sus 2,8 triples intentados.

Como pueden observar, de forma escalonada siempre ha habido alguien que ha acompañado a Dubljevic durante su estancia valenciana. Y en las últimas tres temporadas el número de ellos se ha ido incrementando. Y no solo eso, sino que conscientes de lo que supone para los intereses del equipo, hay jugadores que según pasan cursos, mejoran sus porcentajes, como en el caso claro de Louis Labeyrie y Mike Tobey, como pueden apreciar en el cuadro.

En la actualidad, están intentando meter en esta ecuación a Jasiel Rivero, arduo trabajador de su tiro, tanto en libres como en triples. En su periplo, con un intento por encuentro de 3, está anotando exactamente 1 de cada 3, 33,3%, trabajo en el que insista que trabaje su actual entrenador, Joan Peñarroya

Sí es cierto que esto es tendencia del club más que una cuestión específica de entrenadores. A la hora de confeccionar y reforzar plantillas, Chechu Mulero, el máximo responsable deportivo del club, parece tener muy claro que sobre esta tesitura, el equipo funciona francamente bien y en connivencia con los inquilinos del banquillo, es una fórmula que da resultado y otean el mercado sobre esta base.Pues ya lo ven, triples desde las alturas, desde jugadores de posiciones interiores que crean un sello y aúpan a Valencia Basket aunque, por las citadas malditas lesiones, de momento no están destacando como en ellos es habitual (undécimos, con 35,2%). Será mejor esperar a junio y evaluar, porque estamos convencidos que volverán a estar entre los mejores sobre tal terreno.